Verona, mucho más que amor

Recorrer Verona en un día

En nuestro viaje hacia Venecia, nos detenemos en Verona.

Un día en Verona, veréis que nos ha dado tiempo a recorrer casi toda la ciudad y lo hemos disfrutamos mucho.

Todo el mundo la conoce por Julita, ¡oh Julieta!. Mi propuesta, después de recorrer la ciudad, se podría saltar la visita a la casa de Julieta pero no la subida al mirador del Castillo de San Pietro.

Shakespeare nos relataba el drama de dos adolescentes enamorados y entre los escenarios se sitúa la casa de Julieta, aquí en Verona.

Todavía no había entrado y sentí que me iba a gustar. La entrada al centro histórico por la Puerta medieval del Bra da paso al centro histórico de Verona.

De Plaza en Plaza en Verona

La Piazza Brá

La Piazza Brá, algunos dicen la más grande del país. No lo sé, pero sí sé que es bonita. Lo más destacado sin duda de la plaza es su anfiteatro, de los mejores conservados. Escuchar ópera en este anfiteatro me han contado que es una auténtico placer.

En la Piazza Bra, el anfiteatro Arena es uno de los mejor conservados.
Recorriendo la ciudad de Verona, en la Piazza Bra.

Los típicos posados en la Plaza del Brá son en una fuente en el centro del la plaza, en frente del Arena y con el corazón de Verona.

De posado con mi amigo Rubén, detrás el anfiteatro.
De posado con mi amigo Rubén y detrás de nosotros, el anfiteatro La Arena. ¡Nos faltó una Ópera!

Piazza delle Erbe

Desde la Plaza del Brá por la calle de Giuseppe Mazzini (la calle para shopping) hasta otra de las plazas más bonitas de Verona, la Piazza delle Erbe. Fue centro neurálgico de la ciudad en tiempos de los Romanos. Ahora es una plaza muy animada, con muchos restaurantes alrededor.

Con fachadas de edificios decadentes muy particulares. ¡Me encantaron!

La Madonna de Verona y el Palacio Maffei al fondo.  ¡Rubén puedes no girar la cámara tanto, luego me mareo viendo estas fotos!

En el centro la Madonna de Verona y al fondo el Palacio Maffei.

Y la Torre dei Lamberti, antiguamente símbolo de poder y riqueza de las familias nobles. En la actualidad pocas quedan, esta es particularmente bonita por sus 84 metros que levantan y bandas alternas de toba y ladrillo.

La Torre de Los Lamberti
La Torre de Los Lamberti

Piazza dei Signori

La ultima plaza en el recorrido y que destacaría, es la Piazza dei Signori. Se accede a través de la Piazza delle Erbe por una calle estrecha bajo un arco. También se le conoce como la Plaza de Dante, en el centro una estatua suya y alrededor todo palacios.

Justo al lado un complejo funerario , las “Arche scaligere”, de estilo gótico al que debes echar al menos un vistazo. Protegido por una valla de hierro forjado, dónde se aprecia una escalera, símbolo del linaje de la familia Scaligeri.

Detalle del forjado que rodea las arcas funerarias. Se aprecia la escalera, símbolo del linaje.
Detalle del forjado que rodea las arcas funerarias. Se aprecia la escalera, símbolo del linaje.

Las mejores vistas de Verona

Las mejores vistas las consigues al subir al Castillo San Pietro. Aquí ya no hay aglomeraciones, menos afluencia de turistas y merece mucho la pena.

Nosotros seguimos caminando por la ciudad, acercándonos al río. Caminar por la orilla hacía el Castillo es un paseo de lo más agradable.

En mi opinión mucho más que subir al supuesto balcón de Julieta para hacer la foto.

Vista del Ponte Pietra de Verona. Camino al Castel San Pietro.
Vista del Ponte Pietra de Verona. Camino al Castel San Pietro.

Y sí, os dejo una foto del balcón de Julieta. Está en la Via Cappello, 23, muy cerca de la Piazza de Erbes, en pleno centro, además hay indicaciones por la ciudad. No hay perdida.

Balcón de la casa de Julieta.
Balcón de la casa de Julieta.

Esta es la ruta de un día por Verona que nosotros hicimos. Verona es totalmente recomendable y si andas por Venecia, acércate y descubre la ciudad por ti mismo.

 

 

Un pensamiento en “Verona, mucho más que amor”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *